Tag: John Bundrick

Catch a fire. 6

1_844.jpg

Era noviembre de 1972 cuando Bob Marley aterrizó en Londres con las grabaciones jamaicanas en sus manos. O sea, más o menos lo que está en la audición grabado en ocho pistas. Y las cintas llegaron hasta los estudios de Island en Basing Street. Allí, varios ingenieros (Carlton Lee, Stuart Barret, Tony Platt…) a turnos fueron transfiriendo las grabaciones a dieciséis pistas. se empezó a gestar el “Catch a fire” que conocemos.

Blackwell, aunque a Bob no le hacía mucha gracia que se considerara productor, tenía las cosas claras. posiblemente porque era muy consciente de a qué público estaba dirigido el disco. Y tomó rápidas decisiones. La primera sobre las guitarras. Quería una guitarra rock blues que cambiara el ambiente de algunas canciones, y aprovechó que Wayne Perkins, el guitarrista americano, andaba por el piso de arriba trabajando su disco para llamarley y pedirle que grabara algo.

No fue fácil para el americano, con un tipo de música que no conocía y junto a un Marley al que no entendía. Pero le bastó el consejo de que siguiera la línea del bajo para hacer rápida y eficientemente su trabajo. Muy bueno en “Concrete jungle”, con unas líneas tan elaboradas que parece difícil de creer que surgieran tan rápido. Y bueno también en “Rock it babe”, a la que supo dar unos arreglos más que convincentes. también grabó en “Stir it up”.

Un viejo conocido de Bob, del que ya hemos hablado, John “Rabbit” Bundrick, se encargó de los teclados. también hemos hablado del uso del clavinet en esas sesiones, y de su importancia posterior en el sonido del reggae. Bob, aprovechando la confianza, batalló con él para las partes más rítmicas del órgano. bundrick también trabajó con el piano eléctrico e incluso con alguna que otra inconfundible frase de moog. Independientemente de los gustos, su trabajo fue básico en el sonido del “nuevo” “Catch a fire”.

En Londres también se grabaron algunas percusiones que se añadieron a las jamaicanas de Bunny y Seeco (algunos afirman que también el organista Winston Wright grabó algunas) por parte de Chris Karen. E incluso Blackwell hizo grabar nuevas voces al propio Bob.

El resultado de ese trabajo y su mezcla, fue el que salió al mercado en abril de 1973.

tanatik@hotmail.com

8 Comments 19 Octubre, 2010

Rabbit y el clavinete

Por ir finiquitando el tema de John Rabbbit Bundrick, os dejo un fragmento de entrevista en el que se refiere a su paso por Island Studios a finales de 1972 para colaborar en la remezcla del “Catch a fire”. Aprovecho para poner una vieja foto del teclista en el grupo al que se añadió, y más prestigio le ha dado. Y en el que sigue, porque con ellos estuvo el pasado año en Bilbao, cerca de donde vivo. Me refiero a The Who.

rab_stage_who_400.jpg

“Yo ya conocía a Bob cuando Blackwell me llamó para colaborar en Catch a fire, nos llevábamos bien. No conocía a los demás miembros del grupo, pero yo estaba allí por Bob. Hacer aquél álbum era una excitante aventura musical. Nuevos sonidos y nuevos instrumentos. ¿Sabéis que yo fui el iniciador del uso del clavinete en la música reggae? Era el primer disco de reggae en el que alguien empezó a usar un clavinete con wah-wah y sintetizadores. A ellos les gustó muchísimo.

Creo que lo que más me gustaba era Concrete jungle y 400 years. Todo el álbum me gusta. Fue una producción muy experimental. Parecíamos científicos locos.

La lección más maravillosa que me enseñó Bob Marley fue llevar los patrones reggae en el órgano. Me sigue pareciendo divertidísimo.”

Me he quedado bastante sorprendido con lo del clavinete. No puedo asegurar si es cierto, y confío que alguno de los expertos que a veces pasa por aqui aparezca en los comentarios. Cierto que en “Burnin” ya está muy presente, y pocas cosas han definido a un extraordinario músico como Wya como su impresionante capacidad de tocar clavinete y órgano a la vez. Ahora bien, ¿antes del “Catch a fire”?

tanatik@hotmail.com

6 Comments 22 Marzo, 2009

Rabbit recuerda Suecia. 1

2villsagarnat6nb.jpg

Si ponéis Rabbit en el buscador, podréis ver las veces que he hablado de John “Rabbit” Bundrick en esta web. Rabbit ha sido durante casi cuatro décadas un clásico del tecldo en las grabaciones de infinidad de artistas, y estuvo junto a Bob en varias ocasiones en 1971 ny 72, ya que su banda era la que acompañaba, contratada por JAD, a Johnny Nash. Rabbit estuvo en Estocolmo en verano del 71, junto a Bob, haciendo canciones para la famosa película de Nash. Aprovecho estas entradas para reproducir algunos de sus recuerdos.

“Bob llegó a nuestra casa de Suecia en verano de 1971. Vino para escribir canciones a Johnny Nash para el film que protagonizaba junto a Christina Schollin. También para ayudar en las grabaciones en estudio de la banda sonora. Bob y yo fuimos los encargados de componer canciones desde que Nash compró los derechos de la película. Íbamos grabando todo independientemente de que se usara o no en el film. Desgraciadamente, nadie escuchó nada. Hicimos una gran premiére en Estocolmo, pero al día siguiente ya no se proyectaba. Sólo duró un día en cartelera.

Yo nunca había escuchado reggae hasta entonces. Pensé algo así como qué demonios era eso, pero luego me tuve que tragar mis palabras. Bob no estaba a gusto con los músicos suecos, y aprendí a escuchar cosas como Rasds Claat o Blood Claat. Trabajamos los dos muy duro y acabé llevándome bien con él. Aprendí a seguir el ritmo jamaicano con el órgano mientras él se acompañaba de la guitarra.

Pero no componíamos juntos. Cada uno tenía su habitación y componía sus canciones. Bob era impresionante. Todavía recuerdo a Johnny cantando Stir it up o aquello de Comma comma come back here my lady.”

tanatik@hotmail.com

6 Comments 10 Marzo, 2009

Una sesión insólita

Me quiero quedar en la sesión que os contaba el otro día, en la que se grababa “Reggae on Broadway”, otros cuatro temas más que salieron en el “Chances are” y el “Oh Lord I got to get there” que escucharemos en el audio de hoy.

JAD se dio cuenta de que debía hacer algo con Bob y le proporcionó un contrato con CBS en 1972, aunque no se pueda decir que volcaran mucha ilusión. Tampoco había una clara definición de qué línea querían dar al artista (el reggae y rastafari estaban descartados para danny Sims) y Bob, lejos de liderar su propia carrera, se dejó llevar sumisamente aceptando que era su única posibilidad de hacer algo que le sacara de la miseria y el círculo vicioso de Kingston. Eso sí, no se podía quejar de la banda que pusieron a su disposición en aquella sesión del 4 de abril de 1972.

rar02051.jpg

Porque Rabbit and The Jungles eran, además de absolutamente ajenos al reggae y al estilo jamaicano, una enorme banda de rock y rhythm and blues, acostumbrada a tocar con grandes de estos géneros y en producciones de gran nivel comercial. Allí en el estudio se juntaron Peter Dupri al bajo y Richard Bailey, formando base rítmica con el percusionista Anthony “Rebop Kwaku” Baah. También el guitarrista Winston Delandro y el teclista Martín Ford. La sección de viento la constituyeron George Lee, Hedí Quanza y Peter Vandelvit. Y, por supuesto, el líder de la banda John “Rabbit” Bundrick.
Pronto volveremos en alguna entrada a Rabbit, que también había acompañado a Bob a Suecia el verano anterior y tuvo una buena relación con él. Curiosamente, también fue el teclista al que Blackwell llamó a finales de ese 72 para añadir algunas teclas a las pistas del “Catch a fire”.

Y en los coros hubo todo un lujo. Y no me refiero a Johnny Nash, que también cantó, sino a su compañera en la sesión, Doris Tray. Su carrera musical comenzó en Atlantic, con su álbum debut “Just one look” (1963) que estaba acompañado del hit del mismo nombre, que la hizo subir a lo más alto de las listas de ventas en ese mismo año. Entre 1963 y 1965 continuó en solitario, pero a partir de ese momento y hasta 1970 se unió a la formación The Sweet Inspiration. Se separó de la banda ya que su sonido era mucho más rico en sonidos que el de sus compañeras, ya que mezclaba el gospel con elementos del girl group, el blues, el pop soul y un soul muy propio de Nueva York. Después de “Just one look” no volvió a tener ningún hit, pero en Gran Bretaña gozó de gran éxito, en donde incluso la banda inglesa The Hollies versionó en su debut el tema de Doris Troy “What’cha Gonna Do About It”. Hizo varias giras por Gran Bretaña en los 70s y 80s. Se estableció en Inglaterra, en donde grabó para la discográfica Apple un disco producido por George Harrison y Billy Preston. A principios de los 70s hizo los coros a grupos británicos de rock como The Rolling Stones y Pink Floyd. A finales de los 80s hizo el musical “Mama I Want to Sing”, basado en su propia vida. El musical estuvo en escena hasta el año 1998. Cuando acabó ese proyecto volvió a Las Vegas, donde actuó hasta su muerte por enfisema en 2004.

Esta banda sirve como crédito para todas estas canciones, salvo para la versión alternativa publicada en “Songs of freedom” de “Hurting inside”, remezclada posteriormente en Jamaica y que lleva un órgano del gran Winston Wright.

El audio que os pongo hoy corresponde a la cara B del sencillo de CBS. Hay por ahí circulando una versión algo más larga, que se incluyó en los “Complete Wailers” y en la que se escucha una flauta al final.

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.


audio: Oh Lord I got to get there (single 72)

tanatik@hotmail.com

10 Comments 23 Febrero, 2009

Una buena colección de CD´s. 1

cd1_songsoffreedom.jpg

Empezamos hoy el repaso con un CD, o mejor dicho, cuatro, imprescindibles. Ya hemos hablado aquí alguna vez de los “Songs of freedom”, una recopilación de la que no dudo que es “el disco que me llevaría a una isla desierta”. Un repaso completo a la obra de Bob a lo largo de toda su carrera.

Su primera edición fue en septiembre de 1992, en formato de 10 x 5´5 pulgadas y con una edición numerada limitada de 1 millón de ejemplares. Se agotó tres años después. En noviembre de 1999 se editó en formato cuadrado y en noviembre de 2005 volvió a publicarse en el formato original y acompañada de un DVD con el documental “Rebel music”.

El CD se acompaña de un buen libreto, con fotos, comentarios a las canciones y escritos ad-hoc de gente como Rob Patridge, Timothy White, Rita Marley, Derrick Morgan o John Bundrick.

El inmenso valor añadido de esta edición está en la cantidad de grabaciones y remezclas que sólo se pueden encontrar aquí, las que sólo existen en vinilo. Y sin olvidar otras tantas que, cuando salió, sólo eran accesibles aquí en CD.

Así que estamos en un imprescindible para la colección de CD´s que quiero empezar en esta entrada.

Y… ¿por qué empiezo por éste?. Pues porque, aunque no lo parezca, estoy respetando el orden cronológico de la carrera de Marley. Es en esta colección donde podemos encontrar editadas en CD dos de las tres canciones, “Judge not” y “One cup of coffee”, que Bob grabó y Kong editó dando inicio a la carrera de Marley. La otra, “Do you still love me”, sólo existe en vinilo.

No obstante, las joyas de “Songs of freedom” abarcan desde “Judge not” hasta el concierto de Pittsburg.

tanatik@hotmail.com

12 Comments 21 Enero, 2009

Medley acústico

portrait.jpg

Durante 1971 y 1972 Bob hizo su último intento con JAD. No deja de ser paradójica la situación actual. JAD en la actualidad ha llegado a conpromisos vía Universal, ha participado en las ediciones del catálogo de Bob que incluye las grabaciones del período 67-72, ha editado su enorme material de demos, acústicos y raezas acumulado en esos años, ha producido infinidad de remixes (en su mayoría infames) y ha hecho de Bob su artista estrella. Olvidando, eso sí, que a Bob lo dejaron colgado en Londres en el 72, sin una libra para volver a Jamaica, propiciando de esa manera el encuentro de Bob y Blackwell, definitivo para la carrera del rasta.

Ya hemos hablado, y habrá que hacerlo con más detalle, de la estancia de Bob en Suecia colaborando con la banda sonora de una película que protagonizaba Johnny Nash, “love is not a game”. Fue allí donde Rabbit Bundrick, el teclista que lideraba la banda de Nash y que grabaría los teclados londinenses de “Catch a fire”, grabó la cinta que el tiempo ha convertido en el famoso “Acoustic medley” del “Songs of freedom”.

Una grabación interesante. Se pueden ver muy bien las influencias r&b de Bob, que con su guitarra, parece más un cantante americana que un cantante de reggae. Algo hay de ese poso en su obra posterior que le ayudó a conectar con facilidad con el público occidental de rock. Otro tema a tratar con calma a su momento.

Hoy voy a poner algo que muchos ya conoceréis, porque JAD se encargó de editarlo más tarde, cuando corría entre los coleccionistas. En la grabación de siete temas que se incluye en “Songs of freedom”, hay un inexplicable corte entre el “Comma comma” y el “Hurting inside” finales.

Este que suena aquí y que trae “Cry to me”, el viejo tema grabado para Dodd e incluído cinco años después en “Rastaman vibration”.

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.


audio: Cry to me (Acústico. Estocolmo 71)

tanatik@hotmail.com

12 Comments 16 Mayo, 2008

Tocando la tecla adecuada. 0

Comienzo una serie de entradas sobre los teclistas, sobre todo Wya y Tyrone, de los Wailers. Lo haré por el “Catch a fire”, quizás cometiendo el clásico error de actuar como si la carrera de Bob comenzara ahí, pero diciendoos que aprovecharé estos días para documentarme y añadir entradas sobre los que acompañan a los Wailers en la primera parte de su carrera.

Reconozco mi debilidad por ellos. Siempre he tenido la impresión de que son los menos valorados entre los músicos de reggae, y me parece una injusticia. Desde la A de Ansel Collins hasta la Z de… (vaya, no me sale ninguno) hay una maravillosa colección de imprescindibles.

rara2_145.bmp

Los Wailers del “Catch a fire” se promocionaron como quinteto, sin teclista (os incluyo una foto de Cookie Kinkead en Gordon Town que no está puesta en la galería). Y el abanico de músicos que participaron en las sesiones de los Harry J. (el templo de muchas extraordinarias sesiones que no entiendo porque nunca aparece en esas webs y blogs que hablan de los lugares emblemáticos de la carrera de Bob) es casi indescifrable.

En lo referente a teclistas, lo más creíble que puedo decir es que un jovencísimo Tyrone Downie grabó órgano en “Concrete jungle” y “Stir it up”. El peso de la grabación lo llevó un enorme clásico, Winston Wright. En la mezcla londinense de la versión definitiva del disco participó John “Rabbit” Bundrick, un clásico de las sesiones de rock que había acompañado con su banda a Johnny Nash y que todavía está en activo. Ha sido el teclista de The Who en la gira que montaron hace poco.

Ni Wright ni Downie fueron de gira. La elección recayó sobre otro joven, sobre el que me detendré mañana. Earl “Wya” Lindo.

tanatik@hotmail.com

9 Comments 8 Abril, 2008

JAD. 4

vill.jpg

“Vill sa garna tro”, o “Love is not a game”, o “El amor no es un juego”. La feliz troupe de JAD se desplaza a Suecia en abril de 1971 para trabajar en una película a la gloria de Johnny Nash. Y, como hace falta algo de música, deciden llevarse a Marley con ellos. Un Marley del que se habían olvidado durante el 69 y el 70, a pesar de que Johnny Nash había llegado a las listas USA con un tema que igual os suena, uno llamado “Stir it up”.

Esos años fueron durísimos para Bob y su familia. Hizo la transición a su nuevo sello Tuff Gong. Grabó con productores como Ted Podwer o Bunny Lee para sacar algo de dinero. Fue la época en la que grabó el disco de Leslie Kong del que ya hemos hablado y grabó aquellas formidables sesiones con Lee Perry. En Jamaica ya no se podía estar más arriba, pero no conseguía salir de allí. Por eso, y recordando los cheques que dieron algo de prosperidad a los suyos en 1968, Bob se dejó embaucar otra vez.

Bob volvió a pasar horas y horas en una casa junto a la gente de JAD trabajando infinidad de canciones. Colaboró algo con las de la película (la mayoría infumables) y trabó cierta amistas con el teclista y líder de la banda de Nash, “John “Rabbit” Bundrick. Fue este quien grabó un acústico legendario de Bob. Una grabación de ocho temas grabado en aquél frío abril, con Bob cantando con su guitarra y a veces acompañado por una segunda guitarra tocada por Nash. Siete de esos temas fueron publicados en el “Songs of freedom” como “Acustic medley”. Los coleccionistas han intercambiado una grabación con un octavo tema, “Cry to me”, que ya ha sido editado en las últimas ediciones.

Ya en Jamaica, y con un Bob pletórico de conciertos y a punto de meterse en la Band wagon del PNP, en octubre de ese 1971, JAD grabó, que no editó, varios temas de los Wailers. “I´m still waiting”, un par de versiones de “Hammer”, “It hurts to be alone”, otro par de versiones de “How many times” (la segunda publicó un quasi-inédito dubplate) y “Music gonna teach them one lesson” engrosaron los baúles de Sims, que empezó a acariciar un proyecto para Bob a trabajar el siguiente año. Pero de 1972, año mágico, hablaré mañana.

5 Comments 28 Abril, 2007


Publicidad

Publicidad

Calendario

Julio 2017
L M X J V S D
« Jun    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31  

Categorías

Siguenos

Twitter ACReggae Facebook ACReggae Facebook Bob-Marley.es MySpace ACReggae

Blogroll

Etiquetas

Meta


Bob-Marley.es es un Proyecto de la Asociación Cultural Reggae.

Proyectos ACR